como invertir en oro

Existe un sinfín de razones para empezar a invertir en oro. La más importante es que su precio tiende a multiplicarse cada vez más, sobre todo en medio de crisis financieras que obligan a los gobiernos a depreciar su propia moneda.

Se trata del “último refugio” del inversor cuando el valor de los bonos, las acciones o dinero en efectivo se viene a pique, por lo que expertos aseguran que ante cualquier situación económica adversa, invertir en oro puede salvar tu patrimonio.

Por qué deberías invertir en oro:

Al igual que muchas alternativas de inversión, cuando se habla de invertir en oro, las personas asumen que es algo que solo los expertos inversionistas pueden hacer.

Creen que se requiere grandes sumas de dinero para hacerlo, además que surgen dudas lógicas cómo, ¿dónde se almacena el oro? o ¿quién lo vende y dónde lo puedo comprar?

Es por esto que hemos creado esta guía donde te explicaremos por qué deberías invertir en oro, cuáles son sus ventajas, cómo podrías hacerlo y qué elementos debes tener en cuenta para evitar estafas o pérdidas de tu dinero.

Para empezar te explicaremos cuáles son las ventajas de invertir en oro y de cómo este metal precioso podría ayudarte a mejorar tus finanzas personales.

1. A largo plazo, invertir en oro es una gran alternativa:

invertir en oro precios largo plazo
Fuente: goldprice.org

Esta gráfica que acabas de ver muestra cómo ha sido el comportamiento del oro a lo largo de los últimos 30 años.

¿Qué se puede concluir a partir de esta gráfica? Que en el largo plazo, invertir en oro se convierte en una gran inversión. Este es considerado como uno de los metales más preciados y productivos desde hace más de 5 mil años, por lo que su efectividad a la hora de generar ganancias está más que comprobada.

Si bien el precio puede tener fluctuaciones en el corto plazo, lo que hace que su precio caiga debido a situaciones en la economía mundial, desastres naturales o tensiones políticas; a largo plazo, el oro muestra que es una inversión muy atractiva para lograr las metas financieras.

2. Si inviertes en oro, no temas a la inflación:

¿Sabías que el precio del oro aumenta tan o más rápido que el costo de la vida en algunos países?

Pues a diferencia de otros activos, el metal aurífero brinda protección financiera y genera un poderoso respaldo contra los efectos inflacionarios. Por tal motivo, invertir en oro puede incrementar la rentabilidad de tus inversiones aun en épocas de recesión.

3. Compras oro y no pagas IVA:

De la amplia gama de posibilidades que tienes para invertir tu dinero, el oro es uno de los pocas inversiones que exime del pago de Impuesto al Valor Agregado (IVA), siempre y cuando lo adquieras en lingotes o físico.

Debido a esto, el no incurrir en costos impositivos, te permite tener una inversión con una mayor estabilidad de cara al futuro (al igual que te permite poder invertir en él), ya que te estarás ahorrando ciertos gastos que implican otras inversiones.

Adicionalmente, no hace falta tener grandes sumas de dinero para comenzar a comprar. Puedes obtenerlo a partir de 1 gramo de peso o en pequeñas monedas como inicio, pero a medida que vayas cogiendo el ritmo puedes adquirir piezas más grandes y en mayor cantidad.

Como verás, no es un negocio exclusivo de los gobiernos o las grandes corporaciones. Cualquier persona interesada puede comenzar a invertir en oro y tener éxito.

4. El oro se traduce en dinero en cualquier lugar a donde vayas:

Invertir en oro te da la ventaja de que puedes cambiarlo por cualquier moneda, en cualquier parte del mundo, algo sumamente importante porque genera liquidez en donde quiera que estés.

Se le puede considerar un recurso súper rentable a nivel mundial que si lo adquieres en época de holgura económica puede sacarte de apuros en momentos de verdadero caos.

A la hora de invertir tu dinero, la liquidez es un factor fundamental, ya que sin importar qué tan rentable sea tu inversión, si no puedes convertir tu activo en dinero, de nada sirve.

Invertir en oro te brinda la liquidez necesaria para convertirlo en efectivo rápidamente.

5. Es una inversión con bastante demanda:

Por su puesto que la demanda del oro aumenta cada día. Reconociendo su valor, cada vez son más las personas deseosas en invertir en él, por lo que podrás encontrar cientos de miles de interesados con los que puedes negociar una buena venta.

Invertir el dinero en oro es rentable. ¿Cómo puedo hacerlo?

donde invertir en oro

Una vez que conoces los beneficios y ventajas de invertir en oro, te explicaremos cuáles opciones tienes para comenzar a invertir tu dinero; ya que existen varias, unas más seguras y rentables que otras, que brindan la posibilidad de dar un gran respaldo a tus recursos financieros.

Adquirir oro en físico, invertir en acciones mineras, comprar contratos de futuro y apostar a fondos de oro representan una salida inteligente, rápida y confiable para cualquier buen inversionista.

1. Adquiere el oro en físico (lingotes, monedas y joyas):

Existen muchas alternativas como la compra de joyas, pero será mucho mejor si adquieres el metal en forma de lingotes. Estas barras de oro puro, almacenadas en cajas de seguridad, garantizan mayor liquidez, sobre todo porque su valor se va multiplicando con los años.

Las monedas también representan una opción atractiva para los inversores, quienes entendiendo sus beneficios económicos y el comportamiento volátil, que a veces caracteriza al mercado, comienzan la acumulación en época de prosperidad financiera.

La idea es hacer un respaldo que funcionará como escudo contra la inflación, llegado el momento. Recuerda que el oro no está vinculado a las políticas económicas de un solo país.

2. Puedes invertir tu dinero en acciones mineras:

Invertir en acciones mineras requiere un conocimiento adicional, ya que deberás aprender cómo invertir en bolsa, y definir en qué empresas mineras invertir.

Se trata de una apuesta certera y segura que ha dejado ganancias sustanciales a cientos de miles de personas que han invertido su dinero de forma segura e inteligente.

Curso online: Aprende a invertir y deja que tu dinero trabaje para ti

Puedes comprar o vender acciones en oro y soportar tu inversión durante todo el proceso de producción y extracción en las minas, así como en el propio metal dorado.

Si lo conservas por más de un año, las acciones serán gravadas como ganancias de capital a largo plazo, lo cual puede ser mucho más favorable que la tasa de impuestos en oro físico.

3. Los contratos a futuro de oro:

La compra de contrato de futuro de oro es una estrategia diseñada para inversores arriesgados, que tienen el conocimiento de cómo funciona el mercado de derivados, y que consiste en establecer acuerdos para la compra y venta de cierta cantidad de metal a un precio, tiempo y lugar determinado.

Este mecanismo se ha convertido en uno de los más utilizados por la oportunidad de negocio que representa, así que implica buenas ganancias o grandes pérdidas según la fluctuación de los precios establecidos por el mercado.

Si haces una compra de futuro de oro pagarás un pequeño porcentaje al inicio de la negociación; luego, completarás el pago en la fecha estipulada en el acuerdo firmado.

No obstante, esta opción para invertir en oro implica grandes riesgos para tu capital, ya que es un mercado volátil, donde expertos inversionistas con herramientas de análisis, toman decisiones en cuestiones de segundos.

Así que la recomendación es que si, apenas estás comenzando a invertir en oro, consideres otras posibilidades primero.

4. Invierte en carteras colectivas o fondos de oro:

Para tener una idea más clara, el fondo de oro facilita la inversión en valores de poder en empresas relacionadas a la actividad aurífera, lo que representa una alternativa factible para quienes no desean invertir ni en lingotes ni en monedas.

Se trata de una especie de fideicomiso que funciona como acciones dentro de una compañía, en la que cada acción va a representar a una lista de inversores de todo el fondo.

A diferencia de los lingotes y las monedas, no tendrá por qué almacenarlos en caja de seguridad, aunque sí será necesario pagar una tarifa de gestión para poder mantenerlo bajo su poder.

En conclusión, históricamente el oro ha sido una gran alternativa de inversión ya que tiene grandes beneficios y te ofrece diferentes opciones a la hora de invertir en él, por lo que vale la pena tomar riesgos.

Ahora, ¿cuál de estas alternativas de inversión se ajusta a ti? Esto dependerá de tu aversión al riesgo, qué tanto entiendas cómo funciona el mercado del oro, y finalmente de tus objetivos de inversión.

Todo lo que necesitas saber antes de invertir en oro:

como invertir en oro metales preciosos

Al oro se le ha dado la importancia que merece hoy en día, sobre todo, por ser la tabla de salvación de muchísimos inversionistas que han apostado a un mercado condicionado a la impredecible economía mundial.

De todas las piedras preciosas, esta es la de más alto rendimiento porque su valor no se deprecia tan fácil como el del papel moneda; al contrario, su precio va adquiriendo fuerza con paso de los años como vimos en la gráfica.

Se trata de un refugio indiscutible ante el mal escenario internacional, de un metal confiable para los negocios, de una moneda global que sigue abriéndose caminos… En fin, es un metal que garantiza un ahorro exitoso y que protege tu economía de la inflación.

Aunque invertir en oro podría convertirse en el sueño de muchas personas, es necesario que se tomen en cuenta algunos aspectos de interés. Por ello, te dejamos acá algunos datos que debes saber antes de llevar a cabo cualquier procedimiento.

Atento a los estafadores, abundan hoy más que nunca:

Nunca faltan. Siempre acechando como cazadores a su presa, pero debes estar atento para no ser víctima. Te topas con ellos cuando el valor del oro baja, haciendo creer que como por arte de magia pueden ayudarte a recuperar la plata perdida.

Son capaces de disfrazar el truco cobrando algún tipo de tasa, fianza reembolsable o algún depósito, valiéndose de cualquier artimaña para hacerte caer en la trampa.

También los identificas a través de ventas agresivas, muy comunes, por cierto, en un mercado con tanta demanda como el de ahora. Estos adquirieren gran cantidad de oro o acciones mineras gracias a algún descuento, para luego venderlos a costos elevados.

Puede suceder que una vez terminada la transacción, el valor del metal baje haciendo que el inversionista pierda gran cantidad de dinero.

Para evitar ser parte de las estadísticas, debes investigar a la empresa solicitada para hacer cualquier tipo de transacción. Aunque invertir en oro es un riesgo como cualquier otro negocio, reduce cualquier posibilidad de trampas prestando mucha atención.

¿Qué puedes comprar?

Para empezar, puedes adquirir lingotes. Estas barras de oro puro van desde 1 gramo hasta 1 kilogramo y, por su puesto, tiene pesos intermedio que van de 5, 10, 20, 50, 100, 250 hasta 500 gramos.

También están las monedas como opción para la compra de activos en oro. Al igual que los lingotes, el precio en el mercado dependerá de su tamaño, peso y composición.

Claro está… se trata de un oro de alta calidad y pureza máxima con 999 partes por cada 1000 gramos. Pueden pasar por las manos de expertos que, a través de pruebas de laboratorio, certificarán su autenticidad.

Oro en línea, una compra segura y al alcance de todos:

La compra de oro en línea se ha diversificado durante los últimos años. Es un mecanismo rápido, confiable y seguro, aunque los expertos también recomiendan tomar las previsiones que sean necesarias para evitar la trampa y estafas.

Si investigas un poco, darás con algunas empresas dedicadas a la transacción con el preciado metal, las cuales gozan de la credibilidad de cientos de miles de usuarios.

Entre las empresas destacadas están SD Bullion, Noble Gold, , GoldCo y Provident Metal, especialmente valoradas por expertos y, mejor aún, por clientes que han dado fe de su eficacia y niveles de responsabilidad.

A pesar de que las compras en línea son altamente seguras, no está de más tomar las previsiones del caso, así que si estás interesado en invertir en oro a través de esta modalidad, será mejor hacer la tarea y revisar bien qué plataforma vas a utilizar.

Para terminar, estos son los riesgos de invertir en oro:

Debido a que el oro representa una inversión muy atractiva, esto también implica riesgos que debes conocer antes de tomar la decisión de invertir en él. A continuación te dejamos algunos riesgos o aspectos negativos que debes considerar.

El tipo de cambio puede ser negativo para tu inversión:

Hay que tomar en consideración que el precio global del oro está expresado en dólares americanos, por lo que adquirirlo en cualquier otra moneda como el euro puede implicar un riesgo latente.

Si, por ejemplo, el dólar sufre una pequeña depreciación frente al euro, los efectos serán negativos. En líneas generales, lo que se quiere dar a entender es que el valor del oro estaría condicionado al tipo cambiario, principalmente entre estas dos monedas.

El oro no genera ningún tipo de interés a plazo fijo

El oro no genera ningún tipo de interés a plazo fijo como el dinero que se guarda en cuentas de ahorro. El precio va a depender del comportamiento del mercado, así que el valor del metal puede subir y bajar con la misma facilidad.

Invertir en oro es un riesgo que muchas personas han decidido correr, es por esto que antes de entrar a este mundo tienes que conocer la volatilidad de dicha inversión.

Recuerda que, a mayor rentabilidad, mayores riesgos. Por lo cual, si estás buscando inversiones más seguras podrías considerar otros activos como bonos, o certificados de depósito a término fijo.

Las regulaciones podrían no encajar en tus intereses

Las regulaciones que rigen el comercio del oro pueden ser complejas a la hora de hacer transacciones. De hecho, existen algunos países donde transar con el oro es muy difícil debido a leyes, situaciones geopolíticas y los riesgos que esta inversión implica.

También se puede destacar que cualquier operación significaría pago de comisiones a tasas bastante elevadas que reducen las ganancias. Es por ello que debes estar empapado sobre las medidas establecidas por el gobierno de donde deseas realizar cualquier procedimiento con piedras preciosas.

Por último, recuerda que el inversor no cuenta con el metal en sus manos, incluso después de haber pagado por él. Podría suceder que la empresa con la que se ha hecho la operación tampoco cuenta con suficiente oro para cubrir todas las solicitudes.

En tal sentido, siempre será mejor estudiar la empresa con la que se lleve a cabo la transacción para evitar dolores de cabeza y puedes invertir de forma exitosa en oro.

Continuar leyendo: 5 Páginas para ganar dinero por Internet

Subscríbete

Próximamente podrás recibir nuestros correos

2 comentarios

  1. Excelente información inductiva a ahorrar y hacer inversión. Desconocemos las bondades de la inversión en la bolsa y siempre hay temor, pero ustedes ayudan a despejar las dudas y cimentar el conocimiento. Felicitaciones. Hay que inscribirse formalmente para el curso.

  2. Muy clara la información, de todas maneras hay riesgos que no se pueden preveer, pues así como sube el oro igualmente baja y los márgenes para el manejo de esas cuentas cuando están bajos, no permiten bajar las ganancias al balance particular e individual del inversionista, aunque se reflejen en la plataforma, o sea que esas ganancias se ven en pantalla solamente pero no permite acumularlas a la cuenta personal existente. Son vicisitudes que se corren, porque además la plataforma exige más inversión y si no se tiene la posibilidad de hacerla, se pierden esas oportunidades generadas en la venta o en la compra de oro. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*